viernes, 23 de agosto de 2019 · Edición 0
Contactate con Devoto Magazine
Contactanos
Contactate con Devoto Magazine
Noticias y Ofertas en tu email
Facebook
Twitter
Internet Devoto Magazine
SECCIONES
SUPLEMENTOS
 

 
11/15/2013
ESTÉTICA DENTAL  
Con una sonrisa perfecta

Existen diferentes tipos de tratamiento para corregir la posición de los dientes y maxilares. Los cambios se notan más en deformaciones severas, pero los resultados son óptimos para todos.


Los aparatos de ortopedia maxilar son utilizados en pacientes con deficiencias o trastornos de tamaño o posición de los maxilares, por lo que solo están indicados en niños en edad de crecimiento y en fases activas de crecimiento. Para determinar estas fases activas, el ortodoncista podrá indicar el estudio de una radiografía de la mano del niño para determinar la edad del esqueleto.

 

Tratamiento antes de los 7 años

Mantenedores de espacio: se utilizan cuando se ha perdido un diente temporal a temprana edad para evitar que se pierda el espacio que le corresponde al permanente, por lo general se usa antes de los 6 años.
Interceptores de hábitos: dificultan o interfieren en los hábitos de succión del dedo, y sirven de recordatorio en los casos de deglución atípica para que la lengua sea colocada en el paladar y no contra los dientes al tragar.

 

Tratamiento entre los 7 y 12 años

Se realiza con aparatos removibles de ortodoncia, los cuales pueden tener dos propósitos definidos: corrección temprana de problemas de mala posición dentaria o en casos que se perfilen severos, y preparar al paciente para que el tratamiento correctivo posterior sea menos complicado.

Cuando el problema está en el crecimiento del maxilar o la mandíbula en pacientes jóvenes (niñas antes de los 13/ 14 años y varones antes de los 16/17 años) que aún están creciendo, pueden ser utilizados aparatos de ortopedia funcional de los maxilares antes de los aparatos fijos o en combinación con ellos, para estimular los músculos y obtener mejores relaciones esqueléticas y dentarias. Estos aparatos son generalmente removibles pero se deben usar la mayor cantidad de tiempo posible para poder obtener una corrección adecuada.

 

En adolescentes o adultos

Se realiza generalmente con aparatos fijos. Para ello, en la primera cita se colocan los separadores, los cuales pueden ser elásticos o metálicos y se ajustan apretadamente entre los molares con la finalidad de que estos se separen ligeramente para permitir, días después, que se puedan colocar las bandas, que son como unos aros o anillos metálicos que van rodeando a los molares. Luego, se colocan los brackets, que van cementados con un pegamento especial sobre los dientes. Básicamente hay dos tipos de materiales en brackets: los metálicos (de acero inoxidable) y los cerámicos (de cristales de cuarzo y otros).


Dra. Marisa Estivill

Llavallol 3863 PB

4501-0703




Comparti esta nota
 Dejanos tu comentario
 
 
 
    Devoto Magazine - Edición Papel  
 
 
 
 
 
 
 
Propietario y Editor Responsable: Jorge Eduardo Mesturini | Dirección: Gutenberg 3310 - C.A.B.A. |
CP C1419IDP · Tel: 4504-5540 | devotomagazine@gmail.com
 
© Copyright 2003 - 2013  Editorial Francesa